Puerto de Bujaruelo

4 h. duración 9.5Km Ida y vuelta Alta Torla (Huesca)


  • Autor J. F. Sánchez Díaz

  • Autor J. González Roces

  • Autor D. González Raba

Esta ruta ofrece la posibilidad de adentrarnos en el valle de Bujaruelo, vecino del famoso valle de Ordesa, a través de un itinerario lineal que nos llevará a conocer uno de los puertos fronterizos con más historia del Pirineo y desde el que podremos ver una preciosa panorámica de la vertiente francesa. Comprende un recorrido lineal que discurre por senderos bien conservados con un desnivel a superar alto; las zonas de mayor pendiente se encuentran al principio de la ruta y van disminuyendo hasta discurrir por pendientes moderadas y suaves.

Este itinerario nos permitirá descubrir un mágico bosque con abundantes tejos, preciosas praderas alpinas con grandes pedreros, las panorámicas del singular macizo de Tendeñera y para terminar, disfrutar de las vistas sobre la vertiente francesa y pisar la frontera tras subir el histórico puerto de Bujaruelo.

Debemos tener en cuenta que el sendero asciende a una altura considerable discurriendo prácticamente todo el tiempo por alta montaña y a la solana por lo que es recomendable ir bien protegido contra el sol.

Atención esta ruta se desarrolla por terrenos de alta montaña. Las dificultades y tiempos citados en la descripción están orientados para su realización en ausencia de nieve. Con nieve, hielo y frío intenso no aventurarse en ella sin el equipo adecuado (crampones, piolet, raquetas, ARVA , ropa termica etc....) o sin los conocimientos básicos de alpinismo.( técnicas de cramponaje, autodetención etc..).

San Nicolás de Bujaruelo-Plana de Sandaruelo 
Para llegar al aparcamiento de San Nicolás de Bujaruelo, punto de inicio de la ruta, debemos tomar la carretera A-135 desde Torla en sentido Pradera de Ordesa. Aproximadamente a 3,5 km, en la zona del Puente de los Navarros, nos encontraremos una pequeña raqueta en la que hay una cabaña que marca la entrada a Ordesa y donde se encuentra el vado que restringe el acceso en época estival. Daremos la vuelta a la raqueta y tomaremos la pista que sale a nuestra derecha (veremos la típica señal de color marrón que nos indica al valle de Bujaruelo).

En este tramo nos adentramos en la espectacular Garganta de Bujaruelo con preciosos bosques de hayas y abetos.

Seguimos por buena pista, eso sí, con sobrecogedores cortados a un lado, hasta que en poco más de 6 km llegamos al aparcamiento de San Nicolás de Bujaruelo (antes, en el km 3 de la pista, nos encontraremos a mano izquierda el camping de Bujaruelo, no confundir).

Ya caminando, atravesaremos el aparcamiento hacia el río Ara, el cual cruzaremos por un bonito puente medieval del siglo XIII. Al otro lado del río arranca un sendero ascendente y bien marcado que es el que seguiremos (en zigzag en los tramos de mayor pendiente). Nos adentraremos en un mágico bosque mixto con abetos, servales, bojes y abundantes tejos. A nuestra izquierda vamos dejando el precioso valle para poco a poco ir saliendo del bosque.

En todo este tramo nos acompañarán las enormes torres eléctricas que sirven para importar energía desde Francia. El contraste entre ellas y el paisaje que las rodea nos puede hacer reflexionar acerca del impacto sobre el medio natural causado por el ser humano, y sobre la necesidad de ser eficientes en el uso de la energía eléctrica.

Ya saliendo del bosque, a media ladera, y después de unos zigzags, llegamos a una zona en la que tenemos que pasar justo al lado de una torreta de alta tensión. En este punto encontraremos una bifurcación. El camino de la izquierda se dirige al refugio de Sandaruelo, el de la derecha, por el que continuaremos nuestro itinerario, al puerto de Bujaruelo.

Plana de Sandaluelo-Puerto de Bujaruelo
Una vez cogido el desvío el camino continúa ascendiendo en amplios zigzags por zonas de pradera salpicadas de pino negro para atravesar a continuación un amplio pedrero que se precipita desde del pico Escusaneta, que veremos a nuestra derecha.

Pasado el pedrero el camino sigue ascendiendo con pendientes moderadas por zonas de pradera con numerosas rocas y bloques (es posible, dada la amplitud visual q tenemos, avistar algún sarrio).

A continuación cruzamos la torrentera de Lapazosa con la vista ya puesta al fondo, donde podemos ver el puerto. En el último tramo el camino realiza amplios zigzags que nos llevarán cómodamente hasta el puerto de Bujaruelo.

Las vistas desde el puerto son espectaculares, eso sí, trataremos de no desesperar al ver que los franceses llegan prácticamente al mismo sitio por carretera.

Hacia España veremos todo el camino de subida con el incomparable fondo del macizo de Tendeñera.

Hacia Francia, a nuestra izquierda el pico del Puerto, a nuestra derecha las imponentes caras norte de dos “tresmiles”, los Gavietos y el Taillón, y al frente el impresionante valle de Garvarnie.

Punto de inicio

Puntos de interés para esta ruta