De Benasque a Cerler

2 h. duración 6.4Km Circular Media Benasque (Huesca)

ruta recomendada para niños Recomendada con niños


  • Autor D. González Raba

  • Autor D. González Raba

  • Autor D. González Raba

Esta ruta nos ofrece la posibilidad de descubrir los antiguos caminos que unían dos de las poblaciones más importantes del valle del río Esera, Benasque y Cerler. Para ello recorreremos un sencillo itinerario circular que discurre por senderos bien marcados (líneas blancas y amarillas características de los senderos de pequeño recorrido, además de carteles indicativos en la mayor parte de los desvíos). El desnivel a superar es moderado, no obstante, se trata de un recorrido por media montaña recomendable para realizar con niños.

Disfrutaremos de un bosque mixto de singular belleza con el aliciente de hacerlo por sendas que durante cientos de años fueron utilizadas por los habitantes de estas poblaciones. Además nos recrearemos con la contemplación de excelentes vistas sobre el Valle, con Benasque a nuestros pies, y como fondo, espectaculares cimas de más de 3000 m.

Benasque-Cerler
Durante todo el itinerario de subida a Cerler seguiremos el sendero de pequeño recorrido PR-HU 27.
La ruta comienza en la población de Benasque en la zona de las escuelas públicas (calle de las Escuelas), lugar donde podemos dejar nuestro coche.

Recorremos esta calle hasta que se convierta en una pista ancha y bien marcada por la que seguiremos hasta un desvío en el que cogeremos el ramal derecho (en este lugar hay una finca con dos casas).

A partir del desvío abandonamos la pista y, ya por sendero, nos vamos adentrando en el mágico bosque de “Es Felegas”.

Este tramo del camino es de ascenso prácticamente hasta Cerler. Las pendientes son moderadas al principio, y poco a poco, se van suavizando a medida que vamos atravesando la ladera que nos conduce a Celer.
Los últimos metros antes de Cerler los realizaremos por una calle cementada y con empedrado en el centro que nos llevará a la intersección con la carretera que une esta población con Benasque.

Podemos aprovechar y visitar su pequeño pero encantador casco antiguo. Para ello, desde la intersección con la carretera debemos subir por una pequeña callejuela empedrada que veremos a mano derecha (justo antes del típico cartel de fin de pueblo).

Cerler –Benasque
Durante todo el itinerario de descenso hacia Benasque seguiremos el sendero de pequeño recorrido PR-HU 26.

Después de visitar el casco antiguo regresamos a la carretera por la que seguiremos, en sentido Benasque, durante aproximadamente 350 m (tiene buena visibilidad al ser prácticamente dos grandes rectas unidas por una amplia curva). 

Fuera de la temporada de esquí esta carretera apenas tiene tráfico, no obstante, es recomendable ir atento.

Abandonaremos la carretera por un camino bien marcado y señalizado que veremos a nuestra izquierda.

A partir de este punto el camino cruza dos veces la carretera (ambas bien señalizadas).

En el primer cruce debemos seguir unos 100 m por la carretera (tramo recto) para coger el camino que sale a la derecha; en el segundo, simplemente cruzarla después de bajar unas escaleras de madera y ya continuar por camino bien marcado hasta la zona del parque de bomberos y la Cruz Roja de Benasque. Continuaremos por la avenida de Francia hasta nuestro vehículo.

El camino de bajada es mucho más abierto que el de subida lo que nos permite disfrutar de excelentes vistas.

Punto de inicio

Puntos de interés para esta ruta